Iciar Bollain nació en 1967. A los 16 años fue elegida por el gran realizador español Victor Erice para protagonizar su film “El Sur”. Su carrera de actriz se construyó con el paso de los años y continúa en el presente, destacando entre sus trabajos los realizados para Manuel Gutierrez Aragón en “Malaventura” (1988), Ken Loach en “Tierra y Libertad” (1995) y los dos para Jose Luis Borau en “Niño Nadie” (1997) y “Leo” (2000). Pero su nombre destaca mas aun por su condición de Directora de Cine, convirtiéndose junto a Isabel Coixet, Gracia Querejeta, Helena Taberna o Ana Diez en una de las voces mas valientes del cine español con respecto a problemáticas femeninas. Un cine que desde hace tiempo viene sumando nombres detrás de la dirección de films, siguiendo una senda que abrieron pioneras como Ana Mariscal, Pilar Miró, Josefina Molina o Cecilia Bartolomé y que continúan sin descanso decenas de mujeres, entre las que destacan las nuevas obras de Paula Ortiz, Laura Maña o Dunia Ayaso,mas una cantidad de mujeres debutantes, todos nombre talentosos de la cinematografía hispana. La realizadora lleva rodados cortos y largometrajes desde que debutara en 1992 con los primeros y 1995 con los segundos. Entre estos se encuentran “Hola, ¿estás sola?” (1995), “Flores de otro mundo” (1995), “Mataharis” (2007) y el documental sobre estudiantes emigrantes a Reino Unido “En Tierra Extraña” (2014).

Su film mas exitoso y el que la ubicó en un primer plano fue esta obra estrenada en 2003 y ganadora de siete premios Goya ( el mas importante en el cine español) y dos a sus intérpretes en el Festival de Cine de San Sebastian de aquel año. “Te doy mis ojos” es considerado hoy un film emblemático sobre la Violencia de Género, un crimen que lleva a la muerte a decenas de mujeres cada año en todo el planeta y que se ha visibilizado especialmente en las dos últimas décadas, convirtiéndose en uno de los temas mas recurrentes de la prensa y los medios de comunicación. Lamentablemente esto no ha propiciado un descenso en este tipo de mortalidad pero es de esperar que con el paso del tiempo sirva para que las nuevas generaciones lo sientan como la aberración que es. El modelo machista a nivel global lucha por desaparecer y su perpetuación luce contraria a avances de otros tipos que afectan al género humano. Los reciente movimientos populares en pos de la defensa de la condición femenina bajo el lema NiUnaMenos traen aires de esperanza. El Cine, entre otras posibilidades, abre las puertas a la difusión y reflexión, y documenta una realidad global. Este film español se cuenta entre las obras mas respetadas sobre la cuestión.

La película comienza cuando Pilar deja su casa familiar llevándose al hijo con la intención de poner fin a un matrimonio desgraciado que ha derivado hacia la violencia mas grande. Antonio es el marido golpeador, que como todos los hombres que violentan mujeres, oculta sus frustraciones vitales en esta manera de relacionarse. La acción transcurre en la ciudad de Toledo, una de las joyas de la arquitectura y el arte en general de la península ibérica. Un lugar donde conviven pasado y presente que sirve a los intereses de la directora para acentuar las diferencias entre dos maneras de observar la realidad del devenir de las personas. Pilar ha conocido todos los peldaños de la degradación y el terror está entre sus primeras características. Pero también el deseo de intentar una nueva realidad a partir del enfrentamiento con un miedo que recorre todo su cuerpo. La cineasta afirma que a su alrededor pululan, entre otros personajes, “una madre que consiente la acción del marido en pos de costumbre ancestrales jamas resueltas, un hijo que mira y calla”. También hay hermanas, amigas y toda una ciudadanía que asiste como testigo silenciosa a una violencia estructural que poco hace por modificar las circunstancias.

“Te doy mis ojos” funciona a mas de una década de su estreno como testimonio de una época donde conductas ocultas durante demasiado tiempo comienzan a ser mas visibles y es a partir de esta modificación de la mirada desde donde se deben construir nuevas maneras de defender a las víctimas. Una obra que al estar bajo la mirada de una mujer nos permite a nosotros espectadores una forma diferente de acercarnos al fenómeno. Utilizando las mayores destrezas narrativas que nos hagan sentir la violencia sin mostrarla obscenamente, apoyada en un competente grupo actoral, la película mantiene vigente su grito de alerta y se convierte en pieza necesaria para comprender esta realidad.

“TE DOY MIS OJOS” / idem / 2003 / España/ Dirección Iciar Bollain / Intérpretes Laia Marull, Luis Tosar, Candela Peña, Rosa Maria Sardá, Kitti Manver, Sergi Calleja / Hablada en castellano / Color / Duración 1h 49 minutos.

Pin It on Pinterest